Abogado Laboralista Coruña

Los plazos que tiene un trabajador para impugnar una decisión empresarial son muy reducidos, normalmente de 20 días hábiles, por lo que es importante actuar rápido.

Nuestro Blog

En nuestro afán por hacer comprensible los derechos de los trabajadores, nuestros principales clientes, hemos creado un blog donde aportamos semanalmente información laboral.

El Derecho Laboral regula la relación de desigualdad entre el trabajador y el empresario. El trabajador tiene una serie de Derechos reconocidos en el Estatuto de los Trabajadores y en el Convenio Colectivo que deben de ser respetados por el empresario.

En caso contrario, el trabajador siempre puede impugnar cualquier decisión empresarial ante los tribunales, teniendo en cuenta los plazos existentes.

En el proceso laboral, no es necesario estar asistido por abogado, ya que el trabajador puede defenderse a si mismo, pero siempre es recomendable para una mejor defensa acudir con la asistencia de un abogado.

Principales Reclamaciones laborales

En la defensa de los derechos de los trabajadores, estos son las principales reclamaciones que como abogado solemos defender ante los tribunales.

Conciliación vida laboral

Los trabajadores tienen derecho a solicitar reducciones de jornada o excedencias para conciliar la vida laboral y familiar.


Despido

El trabajador dispone de un plazo de 20 días hábiles para impugnar el despido, desde la fecha de efectos de la medida. 


Faltas y sanciones

Si el trabajador es sancionado existe un plazo de un plazo de 20 días hábiles para impugnarlo desde la imposición de la sanción.


Reclamación de cantidad

Existe un plazo de un año para reclamar cualquier salario o cantidad a la empresa.


Modificación de las condiciones

Impugnaciones de modificación de jornada, salario, turnos de trabajo, funciones…


Traslados o desplazamientos

Cambios en el lugar de trabajo de manera temporal o definitiva impuesto por el empresario.

El SMAC y los Juzgados de lo Social

La mayoría de las reclamaciones a las empresas exigen un intento de conciliación en el SMAC presentando la papeleta de conciliación laboral. En caso de no alcanzar un acuerdo, es necesario presentar una demanda ante los Juzgados.

El SMAC en A Coruña

La conciliación laboral realizada en el SMAC tiene como objetivo que la empresa y el trabajador alcancen un acuerdo sin necesidad de que la controversia llegue a los tribunales. Los acuerdos alcanzados en el acta de conciliación tienen la misma fuerza vinculante que una sentencia.

Más información

 Los juzgados de lo Social

Si no se alcanza un acuerdo en el SMAC hay que presentar una demanda ante los juzgados de lo Social para obtener un resultado satisfactorio.

Si la demanda no es estimada por el juez, no existe la condena en costas en el ámbito laboral, por lo que no existirán más costes que los pactados con el abogado que le defiende.